¿La @SCJN avaló una ley contra la #Pornografía que podría meterte a la #Cárcel? Aquí la explicación

RedacciónN3minutos. Según el diario el Universal, la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) avaló un artículo que estipula que la producción, comercio y distribución de pornografía será tipificada como explotación sexual y será penada hasta con 15 años de cárcel.

El artículo 10 de la Ley General para Prevenir, Sancionar y Erradicar los Delitos en Materia de Trata de Personas y para la Protección y Asistencia de las Víctimas estipuló este primero de agosto las nuevas formas de explotación.

Debido a esto, cualquier persona que se beneficie del comercio, distribución, exposición, circulación y oferta de libros, revistas, escritos, grabaciones, filmes, fotografía anuncios impresos, imágenes y objetos de carácter lascivo o sexual, ya sean reales o simulados, de manera física o a través de cualquier medio será culpada de explotación sexual.

La única excepción que marca el artículo es cuando el material tenga como fin la divulgación científica, artística, técnica o para la educación sexual y reproductiva.

Ante la determinación de la SCJN, Areli Rojas, presidenta de ´Y quién habla por mí´, asociación civil de México enfocada en la defensa de los derechos humanos, destacó que este artículo presenta ambigüedad pues existe el riesgo de que los ministerios públicos o jueces lo malinterpreten y encarcelen a alguien inocente.

“Supongamos que un día en una cadena de WhatsApp te llega una imagen de un menor sin ropa y sin que te enteres se almacena en tu memoria o en tus archivos; en un operativo o revisión de tu celular puedes ser acusado del delito de trata” explicó Areli Rojas.

Sin embargo según otras explicaciones dicen que el artículo en cuestión,  dice que será penado quien obtenga pornografía por medio del engaño, violencia física o moral, abuso de poder, aprovechamiento de vulnerabilidad, daños, amenazas o abusos de procedimientos legales.

Por lo que las personas que hayan obtenido material pornográfico por estos medios podrían ser remitidas a la carcel y sancionadas con multas de hasta 30 mil días.

La ley en cuestión considera un criminal sexual a todo aquél que “se beneficie económicamente de la explotación de una persona mediante el comercio, distribución, exposición, circulación u oferta de libros, revistas, escritos, grabaciones, filmes, fotografías, anuncios impresos, imágenes u objetos, de carácter lascivo o sexual, reales o simulados, sea de manera física, o a través de cualquier medio”.

Las multas se duplican si la persona violentada es menor de 18 años y se aumentan aún más si se aprovecha de situación de adicciones o vulnerabilidad.

También hay penas de hasta 15 años para quien “almacene, adquiera o arriende” material pornográfico obtenido por medio de la violencia, sea o no quien las haya tomado o producido.