Destaca el @iecm la importancia de los #ObservadoresElectorales. @yuribeltran

RedacciónN3minutos. La observación electoral es uno de los motores más importantes que ha tenido la transición democrática en México porque disuade conductas ajenas a la norma, da legitimidad a las actividades desarrolladas durante los procesos electorales e involucra a la ciudadanía.

Así lo expuso el Consejero del Instituto Electoral de la Ciudad de México (IECM), Yuri Gabriel Beltrán Miranda, durante su ponencia en el foro “La Constitución de la Ciudad de México; realidades y retos”, organizado por la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), donde intercambió opiniones con especialistas e integrantes de la sociedad civil en torno al tema: Democracia y Participación Ciudadana.

En la mesa de diálogo, que se llevó a cabo en la Casa Rafael Galván de la UAM, el Consejero del IECM sostuvo que el Instituto está convencido de la importancia de la Observación Electoral, la cual está prevista como un derecho ciudadano en el artículo 24 de la Constitución Política de la Ciudad de México, en virtud de que contribuye a brindar certeza a los procesos democráticos.

“En el Instituto Electoral de la Ciudad de México nos tomamos muy en serio tener observación doméstica y observación internacional porque sentimos que es la mejor manera de tener múltiples ojos viendo lo que hacen los funcionarios, lo que hacemos los consejeros y demás, y asegurar que cualquier cosa sea denunciada”, expresó.

Tras recordar que está abierta la convocatoria para que las y los ciudadanos se registren como Observadores del actual Proceso Electoral Ordinario, Beltrán Miranda destacó que el IECM cuenta con una red de observación, cuyos integrantes reciben cada año cursos de capacitación internacional, en los cuales observadores extranjeros comparten sus experiencias y metodologías en otros países.

“Con esta capacitación, generamos una masa doméstica mucho más profesionalizada para observar y se logran vincular con otros pares suyos en otros países”, enfatizó.

En la mesa de diálogo participaron Lucía Álvarez Enríquez, Investigadora del Centro de Investigaciones Interdisciplinarias en Ciencias y Humanidades de la UNAM y Denis Reyes, integrante de la Sociedad Civil, así como los académicos de la UAM Carlos Aguilar, Héctor Tejera y Gabriel Pérez, quienes hablaron acerca de los avances y pendientes de la Constitución local, en materia de Participación Ciudadana y Democracia.

Al respecto, Beltrán Miranda comentó que si bien la Carta Magna de la Ciudad es perfectible, es un documento de vanguardia porque contempla múltiples derechos para los diversos sectores de la sociedad, incluyendo a los ciudadanos que han tenido que emigrar al extranjero, como es su derecho a votar en la elección de la Jefatura de Gobierno, y a partir de 2021, a postularse para una diputación desde el exterior.

Beltrán Miranda señaló que es tal la importancia de la Constitución de la Ciudad, que en varias entidades federativas y en el exterior se está analizando su contenido. Además, expuso que es importante saber que un texto fundacional tiene una vida promedio de 19 años, por lo cual es importante que se encuentre en constante revisión.